Decoración con manualidades

Ambientadores caseros para la decoración con manualidades

4 junio 2009

Ambientadores caseros para la decoración con manualidades

La decoración del hogar está centrada en el aspecto visual, la combinación de colores, objetos, texturas, pero el aroma es también un elemento importante para crear ambientes agradables y placenteros. Para el acondicionamiento aromático del hogar podemos emplear plantas, flores, incienso, etc., esto genera un clima especial donde la estancia en una habitación se hace más placentera gracias al perfume de la misma, que despierta sensaciones agradables.

Para aromatizar los espacios de la vivienda, suelen emplearse ambientadores, los cuales podemos adquirir en cualquier tienda a nuestro gusto, pero también podemos confeccionar ambientadores artesanales, los que darán el toque personal a nuestra vivienda.

La decoración con manualidades es la tendencia actual, para oponerse a la decoración despersonalizada y generar un clima más intimista en los ambientes.

Consejos para realizar ambientadores para la decoración con manualidades:

Las posibilidades de la decoración con manualidades amplían el espectro de opciones. Cuando elegimos la fragancia de nuestros ambientadores caseros, debemos cuidar la combinación de aromas, pues podemos realizar mezclas que no queden bien, o aplicar fragancias demasiado fuertes, o que desentonen con el ambiente.

Hay fragancias que no son adecuadas para ciertos ambientes, por ejemplo, no podemos colocar aromas que estimulen en los dormitorios, como romero, cedro, limón, pino, enebro; o los que relajan en la cocina, como lavanda, manzanilla y melisa.

Los aromas de la cocina y el comedor, deben ser cuidados, no podemos elegir fragancias que afecten el sabor de los alimentos.

La sala armoniza mejor con aromas frutales o cítricos. Al dormitorio le sienta la lavanda, la melisa, que fomentan el relax. Mientras que las flores despiertan el erotismo. El baño se adecua mejor a las fragancias frescas como el limón, las rosas, la caléndula, la menta o el sándalo.

La forma más elegante de presentar estas fragancias en la decoración con manualidades es mediante cestos de mimbre, platos cerámicos, que rellenaremos con las plantas, flores, especias, que deseamos incluir en nuestro ambientador.

Un ejemplo de combinación para el ambientador son las hojas de eucalipto, combinadas con salvia, laurel, mirto y ramas de hierbabuena, junto con pétalos de rosa y trocitos de canela, vainilla o jengibre. A medida que este popurrí pierde intensidad aromática, añadiremos un poco de alcohol o esencia de rosas para reavivarla.

Otra forma de perfumar los ambientes es mediante velas aromáticas, que se pueden encontrar en diversos tipos. También podemos hacerlas nosotros mismos.

Podemos hacer ambientadores con aceites esenciales aromáticos, para lo cual emplearemos un tarro bonito con tapa, dentro del que colocaremos la mezcla de aceites y lo abriremos periódicamente para perfumar el hogar. Los aceites pueden diluirse en alcohol para atenuar su efecto.

Hay (2) comentarios:

  1. cinthia

    5 de noviembre de 2009

    estan bien padres se los recomiendo

    Like or Dislike: Thumb up 0 Thumb down 0

  2. anna

    10 de diciembre de 2009

    yo para hacer mis ambientadores para los armarios uso saquitos de ropa y dentro pongo algodon empapado con ambientador a granel que compro en aromatik, uso el aroma a talco y me funciona de maravilla.

    Like or Dislike: Thumb up 0 Thumb down 0

Dejar un comentario sobre el árticulo :

Los campos marcados con un * son obligatorios.





Escribe los caracteres tal y como aparecen en la imágen